Recomendar este blog en Google

Ruta por el barranco de la Purga y visita a la mina del Consuelo

El Parque Regional en torno a los ejes de los cursos bajos de los ríos Manzanares y Jarama, llamado coloquialmente Parque Regional del Sureste, es un espacio protegido de 31552 hectáreas situado a lo largo del curso medio-bajo de los ríos Jarama y Manzanares, en el sureste (de ahí su nombre) de la Comunidad de Madrid.
Es un parque regional que se extiende de norte a sur a lo largo del Jarama, en donde predominan las



RUTA POR EL BARRANCO DE LA PURGA Y VISITA A LA MINA DEL CONSUELO

PARQUE REGIONAL DEL SURESTE
CHINCHÓN (Madrid)

Contemplando el río Jarama desde los cantíles
El Parque Regional en torno a los ejes de los cursos bajos de los ríos Manzanares y Jarama, llamado coloquialmente Parque Regional del Sureste, es un espacio protegido de 31552 hectáreas situado a lo largo del curso medio-bajo de los ríos Jarama y Manzanares, en el sureste (de ahí su nombre) de la Comunidad de Madrid.
Es un parque regional que se extiende de norte a sur a lo largo del Jarama, en donde predominan las llanuras de ribera y algunos cerros, pero la riqueza natural de este espacio reside en las fértiles llanuras cerealistas, los cortados y cantíles yesíferos de los cerros, los sotos y riberas de los ríos y en los numerosos humedales y lagunas. Uno de sus enclaves más emblemáticos son los Cerros de La Marañosa, cuya altura máxima es de 698 metros. En la zona también hay yacimientos arqueológicos y paleontológicos, donde podemos disfrutar de algunas minas abandonadas.
Este espacio protegido está dentro de los términos municipales de Velilla de San Antonio, Ciempozuelos, Titulcia, Rivas Vaciamadrid, San Martin de la Vega, Morata de Tajuña, Arganda del Rey, San Fernando de Henares, Pinto, Mejorada del Campo, Getafe, Valdemoro, Aranjuez, Chinchón, Torrejón de Ardoz, Coslada y Madrid.

COMO LLEGAR
Dejamos el vehículo en la casa de las Minas. La finca es privada, pero lo dejamos fuera de la misma en algún sitio que no moleste

Para comenzar la excursión, primero tendremos que ir a San Martín de la Vega. Desde este municipio tomaremos la carretera M-506  dirección a Arganda del Rey - Morata de Tajuña. Continuaremos por esta carretera hasta que pasemos sobre el río Jarama, 250 metros después, y antes de la rotonda, arranca una pista a la derecha que se dirige hacia el urbanización El Pingarrón. Esta pista la transitaremos 5 kilómetros, hasta que llegamos a las Casa de la Mina. Una finca privada que se encuentra justo antes de una curva cerrada a la izquierda. Aquí en este punto dejaremos nuestro vehículo.

DONDE DORMIR Y COMER

Esta bonita y desconocida ruta, al estar al lado de casa, no se nos presenta la ocasión de dormir en la zona y tampoco la de buscar restaurantes y bares cercanos, ya que todo lo tenemos a unos 30 minutos de nuestra vivienda. De todas formas dejo un enlace a posibles establecimientos donde poder dormir y donde poder degustar los platos más típicos de esta zona.




DESCRIPCIÓN DEL RECORRIDO

Detalle de la ruta a seguir. Fuente Wikiloc
CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS

Tipo de recorrido: Circular
Distancia: 7 kilómetros
Duración: 2 horas 45 minutos
Desnivel acumulado en ascenso: 249 metros
Desnivel acumulado en descenso: 249 metros
Dificultad: Fácil
Época recomendable: Otoño, primavera e invierno
Puntos de agua potable: No hay ningún punto donde abastecerse de agua, así que llevar agua de sobra para afrontar la ruta.
Sugerencias: Ruta poco sombreada, por lo que es mejor evitar los meses de más calor y aprovechar las horas tempranas. Utilizar calzado y ropa adecuados a la época del año elegida. No olvidarse de llevar una mochila con agua y algo de comida para afrontar la excursión. Imprescindible unos prismáticos y una cámara de fotos. Nosotros sugerimos no entrar a la mina, pero si se va a visitar, lo recomendable es llevar un casco con luz y no tocar nada, ya que es una galería excavada de forma artificial sobre materiales blandos y los desprendimientos pueden ocurrirse.
Cartografía: IGN Getafe hoja 582 E: 1:50000
Enlaces de interés: Muchos más datos de la ruta en Wikiloc
                                   Para conocer mucho más sobre la mina del Consuelo
                                   Descargate el Track para GPS (archivo GPX)


Una vez estacionado nuestro vehículo, sin que dificulte el acceso a la finca, giraremos por la derecha bordeando todo el perímetro de "Las Casas de la Mina", hasta que lleguemos a un pequeño alto, desde donde se puede apreciar las entradas a la mina del Consuelo, ubicadas en  los cortados yesíferos que tenemos delante.




Distintas entradas a la mina del Consuelo



































Desde aquí tomaremos como referencia las entradas a la mina, e iremos en su busca, caminando por la linde del campo sembrado que tenemos ante nosotros. Tras este, llegamos a una pequeña pista de arena, que es la pista de acceso a los campos de labor. Ahora torcemos a la izquierda unos pocos metros y tomamos un sendero que recorre en ligero ascenso el cantil. Así llegamos a la entrada principal de La Mina del Consuelo, que se encuentra colgada a unos 70 metros en la pared yesífera.


Bordeamos el campo de labor por la izquierda, siempre caminando por la linde, para no estropear el sembrado
La sustancia extraída de esta descomunal mina, cuyo mayor esplendor de actividad se remonta hasta 1886, fue el sulfato de sosa. La cavidad está excavada en margas yesíferas, siguiendo una gran beta de sal.

SI VISITAS LA MINA, LLEVA CASCO CON LUZ Y NO TOQUES NADA
ESTA EXCAVADA DE FORMA ARTIFICIAL SOBRE MATERIALES BLANDOS
PUDIÉNDOSE OCASIONAR DESPRENDIMIENTOS

SI NO ESTAS SEGURO, LO MEJOR ES NO ENTRAR

















Tras la visita a la mina, retrocedemos hasta que lleguemos a la altura de la confluencia con el campo de labor. Ahora seguiremos de frente, al principio por la pequeña pista y después por la linde del campo hasta que este se acabe. En este punto tomaremos un pequeño sendero que arranca hacia la izquierda tornándose ascendente.





Este sendero lo recorremos unos 130 metros hasta que enlacemos con otro camino mucho mas marcado. En todo este tramo tendremos unas magníficas vistas del río Jarama y de todo el valle que lo compone en este tramo de curso.



Aquí estamos en la confluencia de los dos senderos. Las vistas del Río Jarama y su valle son impresionantes
En el cruce torcemos a la derecha y recorremos el cantil por su parte alta unos 150 metros, hasta que de nuevo se nos presenta una bifurcación de senderos. El más evidente de los caminos continua recto, pero nosotros nos desviamos a la derecha siguiendo la línea de cantiles y siempre teniendo el río a nuestra derecha.

El camino más evidente continúa de frente, pero nosotros giramos a la derecha por los senderos menos marcados.
Este tramo de sendero, que a veces es inapreciables, transita pegado al río Jarama por su parte más alta. El camino nos hace disfrutar de las magníficas vistas que se nos presenta ante los meandros que forma el río, los nidos majestuosos de las cigüeñas y los distintos bunkers y casamatas de la guerra civil que nos encontramos en lo más alto de los cantiles.




















A los 400 metros de recorrido, nos encontramos con un pequeño cruce de caminos, a la izquierda nos introducimos por un estrecho barranco, pero antes nos desviaremos a la derecha un centenar de metros para apreciar un lugar espléndido, donde las cigüeñas han instalado sus nidos a pie de río.





























Tras contemplar el espectáculo volvemos hasta el cruce, y ahora si que giramos a la derecha introduciéndonos en el estrecho y bonito barranco.




Inicio del estrecho y bonito barranco

































Este barranco lo transitaremos unos 300 metros, hasta que empieza a abrirse. Si lo continuáramos hasta su final, iríamos a dar a una pista que enlaza con la urbanización Valbosque. Nosotros nos dimos la vuelta en el momento que el barranco empezaba a tornarse abierto.






Lugar donde nosotros nos dimos la vuelta


































La vuelta la practicamos por el mismo itinerario que hemos traído todo este tiempo, hasta que lleguemos de nuevo al primero de los cruces, el que nos dejó en la senda más marcada tras subir desde el campo de labor de La Casa de las Minas.



Este es el primer cruce de senderos
Seguiremos de frente introduciéndonos en el Barranco de la Purga (que sirve de divisoria entre los municipios de Chinchón y Ciempozuelo), por el que ascenderemos. Al principio nos vemos inmersos en un mundo de yesos, donde nos podemos encontrar las siguientes especies de flora: tomillo, plumero de los yesos, espartos, jabunas, etc. A medida que subimos, desaparecen los yesos y nos encontramos entre calizas y arenas, encontrándonos una gran variedad de especies: Cornicabras, espantalobos, retamas, encinas, coscojas, etc.



















Según ascendemos por el barranco, y tras recorridos 1300 metros, interceptamos una gran pista (enterramiento de un oleoducto), que atraviesa el barranco. En este punto nosotros torcemos a la izquierda, ascendiendo en fuerte pendiente la pista hasta llegar a su parte más alta. Todo este tramo está compuesto de piedras y cantos sueltos dificultado bastante el avance.




Ahora seguiremos de frente sin coger ninguna de las bifurcaciones que nos encontremos, hasta que lleguemos a la parte alta de una de las laderas del Barranco del Rey. Desde aquí solo tendremos que precipitarnos por la descompuesta pista hasta que enlacemos con el barranco. Torcemos a la izquierda y en poco más de 250 metros estamos de nuevo en nuestro vehículo. Dando por finalizada esta estupenda excursión.



Cuidado al descender por la pista. Está descompuesta y las piedras sueltas nos la pueden jugar

Desde aquí y en menos de 250 metros llegamos a nuestro coche

Tras esto, nos montamos en nuestro coche y nos fuimos a San Martin de la Vega a tomarnos algo fresquito, que nos lo hemos ganado.












































































0 comentarios:

Publicar un comentario